lunes, 27 de mayo de 2013

Marca y privacidad




En no pocas ocasiones me he planteado esto de la “propia marca personal”.Así que haré por un día de abogado del diablo, quizá por “autoinoculación”. 
 Es más, comencé mi andadura creando un blog con el simple, sincero y llano deseo de compartirlo con quien se dignara derrochar unos minutos con él sin saber que estaba creando mi propia marca, perdón, -publicando mi propia marca-, que es distinto , por que creo que mi marca personal comenzó a crearse hace décadas.
Con el tiempo decidí seguir a aquellos que sinceramente me demuestran en la red día a día que tienen algo que decir y mucho que enseñar, es decir me dediqué a aprender, leer y oír  sin estar en todas partes por que no le veo sentido ni pies ni cabeza.
 Con el tiempo descubrí que el blog era una buena herramienta (posible) de canalización de mi “marca personal “para propósitos objetivos, alternativas profesionales o laborales, comerciales…y un sin fin de posibilidades más. A pesar de todo me esfuerzo en mantener mi autenticidad, cimiento de mi marca  (¡que ya cuesta ¡) procurando “descontaminarme” a diario en el “spa” relajante y estresante de la realidad, mi realidad y continúo manteniendo mis reservas respecto a  la red y la utilidad y efectividad “sin límites” que se le otorga para cuestiones como “ empleo”,por ejemplo.
Sigo pensando que  “la red es un monstruo que lo devora todo y que mal alimentada y administrada (no en tiempo, si no en información)  puede adquirir tal tamaño que su presencia en tu vida te desaloje de la misma”. No es que me haya mutado de golpe en un clon de Julián Assange y anticipe el Apocalipsis por infección cibercurricular sino que, respecto a nuestros datos a veces hay que ser más proporcionados. Si hay un motivo y una persona será el momento de esgrimirlos todos. Me explico:
Si lo piensas serenamente, en estos casos, el tamaño de tu mercado objetivo (y mercado meta) es proporcional al de una perla en el planeta Tierra. Pero nuestro marketing involuntario llega por igual a los caladeros de ostras que al desierto del Gobi que a la pampa argentina o a los poblados de toaregs donde doy fe de que no hay perlas. ¿Tiene esto sentido?. Es más, cuando alguien nos interesa le dejamos una -tarjeta de visita- con el teléfono o e-mail y si quiere nos llama o le pedimos el suyo por que hay una razón objetiva.
Podemos escribir en ella  “fulanito de copas”...”Peón albañil”  o “Ingeniero técnico en zanjas, antenas y canalones”, al final es lo mismo. No se nos ocurre dejarle un “pendrive” de 10 megas con nuestra “propia marca personal”. Y si alguien se interesa por nosotros será: por referencias de personas que nos conocen bien personal y profesionalmente, o por contraste de elementos o aspectos que le interesan de nuestras  actividades (por ej. en la web) para según qué objetivo, pero nunca por que hayan visto todos,  tus nombre, tu teléfono y tu foto tatuados en la playa de la malvarrosa el día 15 de Agosto o en un letrero fosforescente en la feria de Abril. A poco que uno opte por hacer un intento de “auto roll playing” con meridianas dosis de empatía puede imaginar la cantidad de bicarbonato sódico que necesita un reclutador/seleccionador para digerir tamaña cantidad de datos.
Creo que se trata de ser “tu mismo” no de parecerte a lo que quisieras, se trata de demostrar y trasmitir lo mismo a mano alzada que pulsando teclas , en persona que a distancia. La red y “la marca personal propia” que elaboras en ella “con corset y a veces sin él”, te dan la oportunidad de ofrecer un aval (si acaso) o una referencia mas de ti, de parte de ti, menos importante seguro que la que pueden ofrecer tus mentores. Y respecto a algunos objetivos, como pueden ser, la prospección de empleo “Saber a quien nos dirigimos, para qué y de qué necesito informar, a quien y como” son elementos mas que suficientes, personales  imprescindibles y  necesarios para comunicarse con quien crees que es tu objetivo por que “tener criterio propio” también es “marca personal propia”.  A veces expandir exceso de información difumina el objetivo, el mercado y los motivos. Para todo lo mas personal ya tenemos a quien nos siga y acompañe toda nuestra vida y este a nuestro lado siempre ,  se preocupe por nosotros y de nuestros datos, día y noche , llueva o haga sol, en el sueño y la vigilia, la salud y la enfermedad …y esa….. es la agencia tributaria.

domingo, 26 de mayo de 2013

Cohesión .Grupos y equipos (INTRO)




No suele ser usual conservar estrechos lazos de amistad, en el tiempo, entre la cantidad de compañeros de trabajo con  que en unos y otros momentos llegas a interactuar y  el tiempo y la distancia se encarga de difuminar, sin ser consciente de ello, a lo largo de la vida. En el mejor de los casos un cumplido email por navidad, un mensaje, una petición de referencias o el sufrido teléfono suelen ser los últimos testigos capaces de avalar que un día os conocisteis.

Recuerdo que fue así cuando reflexionaba sobre esto. Recuerdo que la noche anunciaba su llegada y mientras desfilaban  a  mi lado, a modo de catálogo, las señales de tráfico e  indicaciones de la carretera de vuelta. La visibilidad se complicaba por la incesante lluvia que a modo de sirimiri y niebla rodeaban mi horizonte y decoraban el trayecto, mientras obligaban a una marcha más bien lenta, como si de un tramo de jungla de radares se tratara. La imagen se salpicaba de pequeños resplandores de las luces  en sentido contrario que con aspecto de feria se intercalaban entre los naranjas y rojos intermitentes.  En el interior sonaba de fondo una vieja gloria: “My way”. Parecía que los astros se hubieran alineado para ofrecerme un viaje a la melancolía que, por otra parte, en esos momentos no me desagradaba siempre que la situación no acabara siendo depresogénica. En mi habitáculo el desorden que otros llaman y el orden que yo confecciono cuando viajo y sé que el  trayecto es largo.

 Junto a mi, sobre el asiento: un “redbull de hiper lowcost” , un estuche con Cd´s, una botellita de agua y por supuesto algo de regaliz rojo, ¡¡ a ver¡¡ uno es así de extraño y aparentemente pueril ,aunque confieso en mi descargo que los “copilotos/as” suelen saborearlo más que el conductor, ¡¡ eso si ¡!, después de la preguntita capciosa y de rigor : “-¿Y esto?”-.

El GPS, como siempre, apagado. El último fue víctima de un ERE por sorpresa desde que, en el puente de San Pedro de Alcántara, en plena noche cerrada,  insinuara insistentemente que giraba a la derecha.


Volvía de un fin de semana sinceramente muy esperado que habíamos programado entre antiguos compañeros de trabajo. Encuentros de esos que aplazas mil veces y que echas de menos otras mil, amistades que descubres ,reales y sinceras, que teleconservas y cuya esencia nunca fue cubierta por el polvo del olvido que sobre las cosas distantes va dejando el paso del tiempo , el tropel de los acontecimientos y el devenir. Volvía con ese sabor agridulce de lo disfrutado y la sensación sinsentido de haberte despedido para mucho tiempo. Los “colegas” en la distancia , después de años tienen mucho que contarse, mucho que saber, mucho que conocer y… ¿por qué no? …quizá algo que disimular y ganas cómplices de compartir y disfrutar del encuentro.

 Tras los saludos , la alegría y la sorpresa de volver a encontrarnos .Las chicas, encantadoras y joviales como siempre (nunca sabré como lo hacen para burlar al tiempo) ; los chicos somos menos dados a la crítica expresiva ,constructiva o no ,de la estética pero era evidente que todos habíamos cambiado algo : las entraditas de sienes, las amenazas de calvicie , las arruguitas , las patitas de gallo ,y la barriguita cervecera de JuanMa  decoraban el muestrario “ fashion” ,casi inevitable de modelos ,sin olvidar a Diego ,que parecía conservarse en formol y seguía maltratándose a dieta “sana”, golpe de gimnasio ,ejercicios de meditación y pseudosoltería . Eso siempre le granjeo el  cariñoso apelativo de “Loreal”. (sigue….)

Cohesión. Grupos y equipos (I)



Me preguntaba y reflexionaba sobre -como amigos que un día se conocieron, no por la cercanía, ni por la identidad, más bien al contrario,  por razones ajenas a los fundamentos del origen cotidiano y usual de la amistad, habían llegado a fraguar precisamente una amistad tan intensa, extensa, compartida ,sincera y duradera en el tiempo.
 Nos conocimos   años atrás cuando comenzamos a formar parte de una compañía para la que trabajábamos. Sumergidos en las sensaciones de lo entrañable y disfrutado, tuvimos la oportunidad de charlar en algún momento sobre esto , aun en el ambiente de una parte del pasado compartido, aparentemente añorado y disfrutado y con un hálito de nostalgia perceptible que solo siembran las buenas y enriquecedoras experiencias. La verdad es que aquellos días tampoco fueron, a veces, un camino de rosas ,también hubo sombras , pero por el interés que en otros sentidos puede tener he preferido relatar las conclusiones a las que llegamos ,interesantes como me parecen y me parecieron, en medio de un ambiente distendido, entre las opiniones de todos ,sin que en  ningún momento la cita y la reunión dejara de ser lo que se pretendía, un momento de reencuentro, ocio y diversión previo a la entrega a los placeres de la gastronomía ,a los cuchicheos , novedades y a la critica (único deporte nacional sin federación propia) sin olvidar el riesgo posterior  a  los cantos regionales….(¿).
Profesionalmente era innegable que todos aportaron, pusieron en valor y compartieron innegables  habilidades  y competencias que luego se fueron  desarrollando y que en los ambientes comerciales son básicos, entre otros las capacidades de comunicación y persuasión entre otras muchas, Capacidad de generar y compartir confianza a la propia compañía y a los clientes, proactividad, capacidad de analizar, escuchar al mercado,  y planificar. Habilidades innatas unas, adquiridas otras y propias todas del desempeño en estos departamentos. Creo que nunca se puede fabricar un comercial a pesar de que algunos se empeñen. A diferencia de otras competencias y departamentos, el comercial no solo lo es, sino que suele profesarlo, ejercerlo y sentirlo. Su entorno social lo sabe casi antes que él.
Pienso que la clave de la conjunción del grupo humano que sustentaba al equipo profesional estuvo en la implementación progresiva de complicidad y solidaridad emocional y laboral que indefectiblemente fuimos capaces de agregar, aparentemente en modo espontáneo y casi inconscientemente, a la estructura del grupo

Cohesión.Grupos y equipos ( y II )



Poco a poco el devenir, la conquista paulatina y progresiva de objetivos  y , SOBRETODO:

.- los buenos liderazgos  nos llevaron a formar equipo, compartiendo, por este orden, metas de equipo y por tanto metas individuales (y no al contrario). Reflexionando sobre tan curioso y amplio proceso y las consecuencias no me queda duda de que fue un equipo altamente competitivo y productivo: ahí quedaron los resultados. ¿Dónde estuvo la clave de ello?. A muy grandes rasgos creo que el éxito del equipo partió del compromiso y el esfuerzo y la aportación de todos sus miembros, no solo para con ellos sino para con los objetivos del grupo y para los objetivos de cada uno de sus componentes.

Las responsabilidades y el target individual eran proporcionales en todos los miembros.

El equipo contó con un líder (coordinador) facilitador, accesible, colaborador, inspirador e implicado no solo en los objetivos sino en el equipo mismo , como miembros y como personas (emocionalmente).

La información, modelo de procedimiento, sus cauces y la comunicación eran accesibles en todo momento, flexibles y abiertas.

Igualmente la comunicación entre todos los miembros era abierta , compartida y alentada respecto a mercado, operatoria, incidencias y resoluciones .

La fluidez y optimización de coordinación y comunicación con otros departamentos con los que se mantenía feedback agilizaron la operatoria del modelo y por ende ACERCARÓN  por descontaminación  los resultados.

El proceso de análisis y autoevaluación responsable era periódico, (eliminando la presión y los agobios que supone la sensación de ser observado constantemente)  en función de los tiempos  y de las incidencias  .

La aportación de medidas correctoras, en su caso, eran participadas por el grupo  y el líder , que a su vez reconocía los logros y dedicaciones y aportaciones  individuales evitando sembrar ineficaces y perniciosas competencias intragrupales , en la pura lógica de que el reconocimiento al desempeño , la dedicación y los logros individuales alimentan (bien gestionado) el rendimiento y desempeño  del equipo .

Entre los miembros del equipo siempre existió una responsabilidad subyacente basada no solo en el objetivo individual sino en que parte del objetivo de los demás miembros era responsabilidad de cada uno, lo cual creo que profundizó en la cohesión.

La conquista del objetivo era suficientemente atractiva y recompensada (apareciendo más como un reto que como una necesidad de subsistencia) lo que favorecía, por ilusionarte, la implicación de todos en términos de esfuerzo y cooperación. Todo este proceso facilitó la conformación, identificación  estructura y cohesión del equipo no solo a nivel profesional sino también personal.

Un detalle a tener en cuenta y que no he olvidado es que en momentos álgidos de campaña, los servidores podían “echar humo” a las 23. 30 horas, perfectamente. Curioso dato, pero cierto, cuando no se cobran “horas extras”.

Otro dato curioso es que el elemento “lider” pareció siempre más un compañero que el “key account manager”  a la usanza. En este punto llegamos a coincidir todos.

Todas las experiencias profesionales son óptimas, por que en todas aprendes y desaprendes , te formas, creces y te dan la oportunidad de buscar lo mejor de ti , pero en ese camino , a veces nos olvidamos de quienes  nos ayudaron a ser lo que somos , por que cuanto menos , nos hicieron fácil distinguir el grano de la paja, lo que queremos de lo que no queremos , lo que somos capaces de ser ,identificaron en nosotros valores y valías que no identificábamos a solas, nos alentaron y empujaron hacia delante  y son por tanto, parte no solo de nuestra pequeña historia de relaciones  sino de nosotros mismos . A veces nos olvidamos de quienes nos ayudaron, a veces muchos de esos fueron COMPAÑEROS DE TRABAJO.

sábado, 25 de mayo de 2013

¿El mejor curriculum?



A poco que uno se sumerja en la red e intente informarse de como se elabora un currículum, no tarda mucho en deducir que el modelo  sencillamente no existe.
Existen tantos como aplicaciones posibles, reclutadores posibles, puestos y supuestos posibles, aspirantes posibles. Puedes encontrar mil y una forma de presentarlo, resumirlo, exponerlo: formatearlo: presentación, orden, qué incluir, qué omitir, qué aspectos son interesantes, cuales no lo son, como adaptar un curriculum a una oferta,  etc, etc.¿Quieres presentar un currículo con éxito? Es fácil: estúdiate la oferta, examina el sector, interpreta los requisitos, sumérgete en la abstracción, deduce, no te equivoques, cruza los dedos, ofrécele al seleccionador  lo que “crees” que esta buscando y pulsa enviar.
¿Fácil? No exactamente, solo imposible.
Si tuviéramos en cuenta todos los consejos que se nos ofrecen uno acabaría en  abatimiento y pulsaría, “inicio, apagar”.¿Conclusión? “Cada maestrillo tiene su librillo”.  Creo que una vez verificados algunos extremos, por ejemplo, -el currículo tradicional ha muerto- (no lo tengo yo muy claro) , el objetivo es sencillamente “llamar la atención”, ser leído  para lo que , con un mínimo de conocimientos cualquier soporte informático ofrece cantidad ingente de recursos y aún así podría sembrarte dudas ( aunque “la mona se vista de seda , mona se queda”) , es decir , puedes elaborar un curriculum vítae “divino de la muerte” con luces psicodélicas , farolillos y propulsión a chorro” lo cual te servirá para qué según el reclutador / seleccionador , no se caiga  a las primeras de cambio y acabe siendo “carne de base de datos y papelera de reciclaje” , es decir llamará la atención .En este sentido resulta “alucinante” la creatividad en la elaboración de curriculums que se muestra en la red, esta claro que la necesidad agudiza el ingenio. Con todo , formato aparte, creo que el fondo , el contenido es lo importante, lo escribas o lo presentes como lo presentes y en este sentido voy más allá : No creo que la importancia o trascendencia de una candidatura esté en aquello que estudiaste hace años, en que sector trabajaste hace años , en qué hacías hace años sino más bien en qué te ha reportado esa formación, esa experiencia y esos conocimientos, como has desarrollado tales o cuales habilidades ,en qué ha crecido tu talento en relación a determinadas posiciones en las cuales te interesas al aplicar a una oferta.
 Y aquí llega la caja de los truenos ¿Cómo condensar “todo”  en dos A4 por una cara?. Imposible si no quieres arriesgarte a omitir detalles determinantes en algún caso. Dicho así parece evidente –y así debería de ser- que es más importante “aquello que eres capaz de hacer y lo haces bien” , tus capacidades de implicación , tu disposición , tus actitudes en el trabajo , las habilidades adquiridas y un amplio etc., que el sustrato formativo que quizá las hizo posibles y que en muchos casos se fundamentó más en una intensa carrera experiencial que en regladas educaciones, más aun en campos como el –comercial- donde el peso de la experiencia , la actualización de conocimientos y desarrollo de habilidades propias, innatas  y aprendidas  es , de lejos, mucho más determinante que todo lo demás. Matices tan importantes como la capacidad de “persuasión” , las cualidades que la comportan y que abarcan al ciclo completo de las actividades de venta  y a las prioridades intrínsecas  a los equipos comerciales en cualquier empresa NO caben en un curriculum y albergo serias dudas respecto a la efectividad en ciertos aspectos y en este sentido del test estandarizado.
A pesar de todo y mientras se expide el definitivo certificado de defunción del “curriculum tradicional” en “Word/pdf A4” , su legítima y única heredera (la red)  ,usufructuaria desde hace tiempo nos ofrece una nueva formula integral de atender las expectativas profesionales/laborales : “la marca personal” ,punto de encuentro en el espacio y en el tiempo , donde obviar que…me estabas buscando

domingo, 19 de mayo de 2013

Deducciones arriesgadas



Resumiendo , por si algún lector tuviera la osadía y el atrevimiento de leer de una “tacada” los últimos post´s , y con el fin de echarle una mano en desagravio , me gustaría dejar un decálogo a modo de deducciones con el fin de zanjar este tema que si bien no es el objetivo de este blog ni el eje central de su argumentario , es inevitable “tocar” aún pasando de puntillas sobre él , por que forma parte lamentable del paisaje de nuestros días , en espera de que el “ansiado cambio” pinte de otros colores la realidad cotidiana. Siguiendo el viejo slogan “seamos realistas, pidamos lo imposible” , parece evidente y  necesario lo siguiente:
.-El “mundo” de  las ofertas de empleo, publicación y reclutamiento  es lo menos estructurado, reglamentado y normalizado que existe en este país. Es contradictorio reclamar sinceridad en los curriculums y evidenciar la misma cualidad en las ofertas. Ambos extremos son necesarios e imprescindibles. Mucho de este aspecto suena sensacional, retador y frustrante.
.-Toda oferta debería de incluir necesaria y especialmente  aquellos requisitos que al escrutar son el motivo de las cribas iniciales y que ocasionan la eliminación de más del 50% de las candidaturas. Se hace imprescindible la confiabilidad y la seriedad.
.-Por respeto a los candidatos (que son personas) y en especial a todos cuantos se esmeran día a día en una búsqueda seria y comprometida (que son según veo, cientos de miles) , las empresas deberían  encontrar la forma de responder a las candidaturas y controlar las aperturas y cierres de la publicación de sus ofertas.  Es evidente que no hace falta una partida presupuestaria para ello.  
.-Las búsquedas de empleo, para cualquier opción, departamento, funciones, localización o responsabilidades requieren de una gran entrega, sacrificio, constancia, resistencia y coraje para cualquier candidato. (Elemento que no todo el mundo conoce debidamente y valora) y que en muchos casos dice mucho de las capacidades y habilidades del aspirante. Dato curioso: Es extraño encontrar una entrevista en la que se pregunte “¿Cómo busca usted trabajo”?, cuando algunas respuestas pueden delatar cualidades del aspirante que se pasan por alto y son valiosas.
.-Muchas de las selecciones se llevan a cabo por personal poco o nada cualificado según los puestos , categorías, departamentos y la envergadura de la empresa. Ello lamentablemente a veces delata el aprecio por el puesto, por el empleado y por la propia empresa.
.-La excesiva especialización no aumenta las posibilidades de éxito en las búsquedas pero el éxito profesional depende de tu talento, de cómo desarrolles y amplíes las habilidades adquiridas y siembres una estrategia de confianza (QUE ES CLAVE) entre la empresa y tu.
.-La formación y titulación intensa y extensa no es garantía de éxito en la actualidad. Si logras un puesto, no se trata solo de realizar un trabajo aceptable sino de implicarse en él. Por que conservarlo dependerá de ello.
.-Poner en valor la experiencia, habilidades, destrezas, actitudes, flexibilidad  movilidad  y saber comunicarlo en un curriculum abre puertas que cierran otros aspectos y datos que se siguen incluyendo en el mismo.
 Son los empleados los que ofrecen ventajas competitivas a sus empresas pero  son escasas  las que lo saben y lo practican.
.-Los candidatos deben estar preparados para una minoración casi necesaria en sus expectativas económicas. Esto más que una tendencia, ya es una constante.
Por último y como colofón y aportación más personal y objetiva, creo que “hay que estar en el lugar indicado, en el momento justo, ante la persona correcta” , creo que la casualidades existen también tanto como las coincidencias y creo que no somos solo lo que  creemos ser sino lo que alguien es capaz de ver en nosotros en cualquier aspecto de la vida. Mientras acertamos a reconocer que todo eso existe; el conocimiento de nuestras cualidades y carencias, el tesón, la entrega, la constancia y las actitudes optimistas son junto con la esperanza y la confianza en nosotros mismos, la mejor arma para la conquista de cualquier objetivo.

sábado, 18 de mayo de 2013

Conclusiones de la búsqueda y dos perspectivas (y III).



Al margen de esta pequeña muestra de conclusiones y  sus aderezos  no quisiera dejar pasar la otra parte de un mismo fenómeno, por cuanto de sorpresa y coincidencia  tuvo para mí, la exposición de un empresario acerca de lo que esperaba de un trabajador.
 A grandes rasgos abundaba en la necesidad de personas implicadas en sus responsabilidades para con su puesto “personal y emocionalmente” y para sostenerlo narró como en una ultima selección encargada a una empresa le habían enviado cinco candidatos por orden de idoneidad. El resultado fue que dejo de contratar procesos de selección.
Inicialmente había optado por la primera persona, de la que hubo de desistir por diversas razones, seguidamente optó por la segunda que no acabó de encajar en el equipo, también debidamente formada y en posesión al parecer de habilidades y destrezas para el puesto, al igual que la tercera y la cuarta, así que hubo de optar por la quinta. Esta persona se había dejado en último lugar seguramente por carencias formativas y otros aspectos que se definen como bajo perfil comúnmente y erróneamente, bajo nivel en idiomas, etc. Curiosamente resultó ser clave para el puesto, el proyecto  y para la empresa: implicada, trabajadora de equipo, cooperadora  y con grandes dosis de disposición y actitudes óptimas no solo respecto de su puesto  sino al aprendizaje y a formación necesaria para nuevas responsabilidades que poco a poco fue asumiendo y demostró con gran eficacia en su trayectoria profesional en la misma empresa donde continúa. ¿Dónde esta la clave? Continuaba escuchando a este Sr. Pues creo , decía, que en la disposición personal que mantuvo desde el primer día , en la implicación que demostraba con respecto a lo que era su cometido y el cometido de la empresa , en participar de los objetivos de todos y en el suyo a la vez , en su receptividad a cualquier innovación o cambio , en su capacidad de adaptación , de iniciativa y de anticipación y en sus ganas de aprender para mejorar no solo en sus actividades sino en sus aspiraciones y con ello en las de la empresa, es decir, continuaba argumentando , nos equivocamos de medio a medio en el modo de seleccionar a la persona idónea y nos dedicamos más a los títulos que a los conocimientos y disposición de los candidatos y eso nos llevó a perder tiempo y dinero en el puesto, para el cual al final acertamos.
Y yo me pregunto ¿Quién y como se equivocó en estos casos?

Conclusiones de la búsqueda y dos perspectivas (II)



En otras ocasiones se atrae a aspirantes con contrato indefinido que acaba realmente no siendo  tal o simplemente se oferta retribución de 22.000 euros a 44.000 (entre fijo y variable) que una vez cotejado se queda en 15.000 brutos anuales, contando con tus recursos telemáticos o de logística y movilidad. Esta claro que los recortes afectan a las ofertas también. Deberían de publicarse ya recortadas.
  • En los casos de contratación u ofertas de comerciales, disponer de cartera de clientes es algo que (si previamente no te han cribado por edad o residencia) puedes poner en valor por que prioriza mucho. (Personalmente añadiría en este apartado una sustitución de mucho por muchísimo).
  • Es preferible no tratar de “leer las ofertas” a tu modo o caerás en el error de saber mas que el reclutador. Elaborar una oferta de empleo hace muchos años que dejó de ser campo de la creatividad y la ocupación de nadie. En algunos casos muchas de ellas son corta y pega de otras donde solo cambia el sector al que hace referencia y la titilación requerida. (esto fenómeno es mas frecuente en consultoras).
  • Si alguna oferta te interesa sobremanera y te es posible, contacta personalmente con la empresa, hazte ver y demuéstrales que existes, si llega el momento ya tendrás tiempo de desistir.
  • No te asustes por la titulación requerida, si no has sido cribado con antelación, tienes oportunidad de hacer notar en tu carta que posees experiencia en las responsabilidades que requiere y definen el puesto a pesar de carecer de un papel en A3 cartón que “testifique” que hace años la tenias.
  • Si los astros se alinean y has sido elegido por el dedo divino, es decir, si se te convoca a  entrevista no te obsesiones en ella. Informate de la empresa, su actividad , se tu mismo, sincero y congruente con cuanto puedes ofrecer, cuanto aportas y tu valía personal y profesional. Nunca lograrás de la entrevista mas del 75% del resultado, según mi criterio, el otro 25% es propiedad a priori y a posteriori del entrevistador.
  • Encomiendate a los dioses del olimpo y pide que el entrevistador pertenezca al menos a RRHH, que sea la persona idónea y correcta para saber lo que tiene que buscar en ti y encontrarlo. Aparte de eso, él como tú también tiene días mejores y peores. Todos somos humanos aunque alguno se robotice en exceso.  Si te deja hueco, ayúdale a conocerte:   educación, espontaneidad y originalidad no están reñidas.
  • Si la entrevista es múltiple, es decir, varios entrevistadores, procura no empalizar en exceso con ninguno y ser receptivo a todos. En estas entrevistas suele haber un observador, un crítico y un complaciente. No juegues a identificarlos que te equivocarás.
  • Si cuentas con contactos has pasado al siguiente nivel sin jugar las primeras partidas. La recomendación personal es un factor “PREMIUM” en la selección para cualquier puesto siempre que sea debidamente escrutada, es decir, hecha por contactos de calidad y referenciadores de calidad respecto al puesto y a la empresa.
  • Jamás te autodescalifiques  para  tus aspiraciones al puesto de trabajo para el que estas preparado. Actualízate y aplica sistemáticamente   a diario. Hay una empresa que te esta buscando y, como en otras facetas de la vida, acabaras por encontrar lo que buscas si eres constante y selectivo respecto de tus intereses, tus actitudes y tus aptitudes. Ahorraras tempo, espacio y recursos para tus propósitos.

Conclusiones de la búsqueda y dos perspectivas (l)



Aquel amigo que citaba  tenía serias dudas sobre las ofertas de empleo fruto quizá de una mezcla entre el desasosiego, la esperanza, una pizca de impotencia y una fuerza de voluntad a  prueba de INEM .Capaz de remover cualquier obstáculo imaginable o cualquier atisbo de decaimiento o pesimismo. Aplicaba a diario, como si de un trabajo se tratara, de 8 a 14 horas y con el tiempo fue estandarizando criterios a los que inexorablemente se ajustaban todas día tras día.
Transcribo , en lenguaje coloquial, algunas de sus conclusiones a las que agrego alguna apreciación para hacer un poco mas digerible el contenido y salpicar de una pizca de humor e ironía lo argumentos. Al final, quizá puedan interesar a alguien algún día.
  • Raramente llegas a saber si las ofertas son ciertas y hay intención de seleccionar y escasamente sabes si son actuales aunque en esto alguna que otra página esta tomando ya nota. (menos mal).
  • Un alto porcentaje de las ofertas  eluden u omiten su nombre o simplemente se autodenominan “importante empresa” ,”empresa líder en su sector”,sin especificar el sector ,etc.  . Las “importantes empresas lideres en su sector suelen responder a tu aplicación a la oferta”, precisamente por que son importantes y por que son lideres, el resto son un ejercicio de sublimación de autoestima empresarial. En estos casos No sabrás nunca a quien has enviado el currículo pero posiblemente con el correr de los meses alguien te llamará al teléfono para un puesto en algún lugar del país y no sabrás ni como le ha llegado tu currículo ni recordaras haber aplicado a esa empresa ni oferta .Ellos tampoco sabrán detalladamente por que lo tienen. Suele ocurrir. 
  • Más del 95% no responderán nunca a tu aplicación a la oferta.
  • Cerca del 70% ni la leerán.
  • Mas de un 80% de las empresas que publican, dejan dormir la oferta durante meses aunque el puesto se haya  cubierto y el proceso haya finalzazo. Desisten de retirarlo de las publicaciones.
  • Sin porcentual, bastantes de las ofertas tienen simplemente el cometido de engrosar base de datos. No tiene otra explicación. Ejemplo más que posible: Una ETT publica una oferta en su página y en otra Web reclutadora, aplicas en ambas, te llaman, te realizan una entrevista telefónica que ya la hubiéramos querido los españoles para algunos candidatos en  elecciones generales ¿resultado? …. veras pasar los meses con la oferta colgada en ambas web´s, a modo de cuadro decorativo de tus accesos a búsquedas.
  • Últimamente se extiende la “curiosa costumbre” de publicar ofertas no ajustadas al motivo real de la convocatoria. Por ejemplo: “Key account manager” cuando en realidad se buscan comerciales de calle o en el peor de los casos comerciales a puerta fria en contratación mercantil. Eso sin contar algunas que con denominación de origen “Delegado comercial” en condiciones optimas puede aplicar y en el plazo de 24 oras recibes un correo con 7 archivos explicativos y un contrato mercantil de alguien a quien no conoces con la esperanza de que lo respondas firmado.

Ofertas ,demandas y búsquedas



Dias atrás paseaba entre posts mientras hacía algún guiño a twiter y releia sobre el mundo de las ofertas, demandas, trabajo, procesos , claves para salir airoso de una entrevista, el mejor modelo de currículo entre otros mil ,  etc, etc, etc .Eché de menos algún título tal como “claves para tu flechazo con  HH (head hunter)”  pero no lo encontré.
 Llegó así el momento en que  mis neuronas no acertaban a establecer sinapsis , más que nada , creo , por la aparente falta de conexión coherente entre el mundo real y las teorías que acerca del entorno  de la selección de personal ve uno por días o por semanas o por meses ,en un escenario de lo laboral, como el que vivimos.. Realmente no acierto a saber como algo tan escaso (como la oferta de empleo) da de si y genera tal cantidad de opiniones y escritos, aparte de tertulias ,  consejos ….. ¡Palabras ¡  al fin y al cabo de las que yo también participo. Hay lo que hay, es evidente, más bien poco y mal.
¿Quién no tiene un desempleado en la .familia?, ¿entre los amigos? Y en el mejor de los cosos entre los conocidos…nadie literalmente nadie. Así que de una u otra forma todos conocemos , aunque sea de pasada,  mucho de cuanto hay alrededor del desempleo o del desempleado, de sus expectativas y de sus desvelos  por encontrar un salario medianamente digno durante el mayor tiempo continuo posible. Aunque algunos solo y afortunadamente lo sepan de “oidas” o “leidas” las cosas no son tan simples como creemos y no dejan de sorprender.  Entre alguno de mis conocidos y muy conocidos  me alegró encontrar la versión acerca de la búsqueda de empleo y la selección de personal de uno de ellos.. Y me sorprendió más aun por que dedicado a esa tarea  desde hace largo tiempo , un buen día decidió tomar nota de sus experiencias . En el fondo, si no encontraba nada , seguro que cuanto pudiera decir de los procesos y la búsqueda de empleo le interesaría a muchas personas  , seguramente, por la evidencia de lo vivido y contrastado que hace muy viable la complicidad , de criterios y emocional, en algo tan desgraciadamente globalizado como el “paro” en nuestro país. Le animé después de ver y oir por que podría acabar en un “best seller” si se decide.
Si a cuanto lei y escuché  añado mi experiencia en charlas distendidas con altos responsables de empresa uno acaba por no entender nada de nada. Y digo esto por que cuando intercambias  opiniones o las suscitas en este estrato empresarial (que al fin y al cabo es quien teóricamente debiera de decidir) uno  siente y presiente que hay una parte del proceso o protocolo dedicada a la selección  que literalmente se haya “mas perdida que el barco del arroz”.
 Curiosamente la mayoría de estos Srs.(oficiosa ,inconsciente y distendidamente  encuestados)  Piensan y creen  precisar para sus empresas especialmente desde hace mas de un año a personas capaces de comprometerse en un proyecto , personal y emocionalmente , “gente de empresa” como ellos les llaman y, más curiosamente aun, dejan en casi un tercer plano la extensas y densas “titulitis”  asolándolas con la experiencia, la disposición , la actitud, la lealtad y “las ganas”. Y yo me pregunto…en un mundillo donde los procesos selectivos  comienzan obligatoriamente por cribas enormes, estandarizadas, técnicas y mecánicas ¿Cuántos buenos aspirantes se quedaran en la primera criba? ¿Cómo elaborar un currículum en el que dejar entrever  los criterios exactos y necesarios a  los que aquellos señores apelaban y que , normalmente,  no se esgrimen en ninguna oferta? Pero me surgen muchas mas dudas …Es realmente eficaz y eficiente emplear diez minutos en cribar el 80% , dos semanas en cribar el 15% restante y tres meses en seleccionar de entre el 5% que queda?. Más preguntas aún…¿se pierde información entre lo que la empresa desea, lo realmente necesario  y lo que el “responsable” de selección ejecuta?, ¿Hay espacio a las sinergias?
 En un mercado como el actual es mas prioritaria la formación o la experiencia? Y…la pregunta del millón ¿Dónde está la franja de edad en que compatibiliza formación ,conocimientos y experiencia ? ., es decir ¿Cómo y donde saber que “no me estoy cargando a personas  muy aptas”  por que tiene dos años o cinco más, por que vive alli o no aquí ,por que le falta un puntito en idiomas..etc ?. Otro interrogante más   Si yo fuera el “dueño” de la compañia ¿utilizaría los mismos criterios de selección que si selecciono para otra distinta?.
No lo sé y a la luz de lo “oído y leído, contrastado y experimentado” intentaré dar respuesta a alguna de esas cuestiones. Otras…se me escapan por ser, efectivamente las preguntas del millón, del millón de veces que te la planteas y del millón de veces que no aciertas a responder SINCERAMENTE.

De nuevo...



Abundé un día en el valor de la constancia, abundé muchos de ellos , en el valor del compromiso , escribí sobre no decepcionar y no decepcionarse, pero por encima de los empeños, las voluntades , la fuerza de voluntad, los deseos , las famosas actitudes y el valor inexorable de los sueños olvidé escribir sobre los imponderables y la indulgencia. En contra del titulo de una vieja canción NO “se me olvidó que te olvidé”.
Craso error y por encima de todo gran lección. Es la parte buena a la que uno inevitablemente se acoge cuando por acción o por omisión nos sentimos culpables, aun sin serlo y nos resentimos de ello.Si es cirto que pude habr entrado algun dia para dejar por escrito el contendio de un "huevo kinder" pero me repele  escribir por escribir y rellenar
Aún así y a sabiendas de que en todo cuanto escribimos contiene  una parte enorme de emociones me quedaré con el  consuelo de preguntarme ¿habrá algo más bonito , un tema mas entrañable, sincero y humano que la indulgencia? ¿como se puede pedir perdon sin apelar a la emoción?. Podría haber escrito un post pequeño pidiendo perdón pero, para el que aun albergue dudas ¿Por qué no ayudarle mientras le ayudo a comprender?. Recuerdo ahora haber escrito sobre las decepciones y lamentaría haber caído en el exceso de la teoría y el perjuicio de la praxis más absoluta.
 Quiero dedicar, enviar este post y no me duele en prendas   , en especial , a aquellos que confiaron en leerme a menudo por que así entendieron que podrían hacerlo , por que les atraía leer , por que les gustaba o simplemente por que les daba la gana por las razones que fuesen. Sé que no se trata de incondicionales (y eso lo hace mas grave aun), si no de lectores que simplemente me siguen y lo sé, aun y cuando albergue dudas del valor real de mis palabras escritas. Sigo aquí. Espero de mis lectores y amigos un pequeño detalle de indulgencia para aquellos imponderables e insalvables que inevitablemente nos  obligan a no acudir a una cita deseada y buscada, sentida y consentida y esperada…. durante unos días, sin avisar.
Gracias a los que aun no habiendo pedido certificado de baja provisional  me habéis esperado, me habéis regalado el beneficio de la duda , a los que seguisteis confiando , a los esporádicos y a los indiferentes. Insisto a pesar de todo en mi esperanza en no decepcionar…tiempo al tiempo. Un saludo entrañable….con el susurro pícaro de una pregunta ¿por donde íbamos?. Gracias.